RSS

CONTROL DE LECTURA. “Los estudios regionales y la antropología social en México”.

25 Sep

Para una mejor navegación en este sitio, le recomiendo que haga clic en la categoría INDICE.

CONTROL DE LECTURA. “Los estudios regionales y la antropología social en México”. DE LA ANTOLOGÍA  “FORMACIÓN DOCENTE Y EDUCACIÓN BASICA EN…”

J. Jesús Alemán Acosta

El presente, por otro lado, es para el antropólogo social el aquí y ahora del universo vivo que lo confronta en su trabajo científico: las personas humanas entre quienes realiza trabajo de campo no son un objeto de investigación sino construyen éste objeto junto con el investigador: éste -en buena medida- percibe las relaciones sociales mediante las percepciones de los propios actores. En otras palabras: el presente del antropólogo social necesita contextualizarse.

El concepto de región empieza a forma parte del instrumental ampliado de nuestras disciplinas. Es un concepto histórico poli tético, cuyo significado se modifica por circunstancias de tiempo y lugar. (Pero no ocurre lo mismo con algunos de los conceptos clave de la antropología social: parentesco, matrimonio, religión, campesinado, sin que por ello dejen de ser útiles y necesarios?).5 Refiere a “un espacio privilegiado de investigación” Bellingeri, 1979); Pero supone un planteamiento previo de problemas

Partir de teorías y conceptos “transregionales”, se trata, en fin, de un recurso metodológico de particular importancia, que _puede incluso ser exigido por la propia teoría.

Los economistas “regionalizan” un país al dividirlo en espacios caracterizados por formas distinguibles de organización de los recursos y de la población; el enfoque neoclásico ha creado, además, una sofisticada “teoría de la localización” que pretende explicar las relaciones entre población y recursos, y entre las zonas rurales y urbanas, a partir de criterios de optimizacion.6 Los planificadores parten de las regiones económicas para establecer sus niveles diferenciados de desarrollo y buscar, con mayor o menor ingenuidad, remedios a las desigualdades; ellos mismos definen “regiones al futuro”, que supuestamente resultarían de la acción de organisrnos gubernamentales y planes de desarrollo.

Los geógrafos utilizan el concepto en forma más versátil. Han abandonado -me refiero sobre todo a las tendencias francesa y británica contemporáneas-la rigidez de la “región natural” para insistir en la formación histórica de los territorios, condicionada, pero no determinada, por factores fisiográficos (Brookflied, 1975; Bataillon, 1970, 1973,1974).

Manuel Gamio y la “población regional’ del valle de Teo Tehuacán

La antropología social profesional e institucionalizada nació en México cuando, en 1917y en plena euforia revolucionaria, Manuel Gamino -egresado de la Escuela Internacional de Antropología que funcionó en México desde 1911 basta 1920, y de la Universidad de Columbia-, fundó la Dirección de Antropología dependiente de la Secretaría de Agricultura y Fomento.

Para definir el programa de actividades de la dirección, Gamio, considerablemente adelantado a su época, partía del problema de la falta de integración cultural y socioeconómica entre los diversos grupos étnicos (“raciales”, dice él) del país, y planteaba como explicación las relaciones de desigualdad y opresión existentes: las leyes de “las minoría dirigentes” son un “azote” que sojuzga y explota a “las mayorías indígenas” (Gamio, 922 I: XXVIII).12 La Revolución Mexicana debía formular nuevas leyes, científicamente fundadas, que promovieran y guiaran “el desarrollo moral, económico y artístico de las llamadas razas indígenas”. La antropología social, para Gamio, no podía aspirar a ser ciencia sino como antropología aplicada: debía emprender con la ayuda ineludible de otras disciplinas científicas-un estudio exhaustivo de las poblaciones indígenas, en sus aspectos ecológicos, biomédico, arqueológicos, etnohistóricos, lingüísticos, sociales, económicos y culturales, con el fin de promover sus tendencias naturales a la evolución social y el progreso (cf. Gamio 1919, y las editoriales de las =vista Ethnos, que Gamio fundó y dirigió).

El primer libro de Redfield -Tepoztlán (1928)- se esforzaba en mostrar la coexistencia y coalescencia de rasgos culturales heterogéneos -“indígenas” y “españoles”- en una comunidad en estado de equilibrio social. Los trabajos sobre Yucatán -y en particular el libro The Folculture ofYucatán (1940)- buscaban un gradiente social existente en las poblaciones de una región precisa, determinado en base a los tipos sociales de Maine, Morgan, Durkheim y Tonnies (status/con trato, societas/civi tas, solidaridad mecánica/solidaridad orgánica, Gemeinschaft/Gesellschafl) y a las innovaciones culturales difundidas a partir de un centro urbano.

La crítica al modelo de Redfield

El valor del esquema de Redfield lo muestra sobre todo que pudo generar un enorme volumen de investigación social 6 que trascendía el ámbito comunitario y mostraba una lógica en los procesos de cambio y las relaciones entre comunidades. Más min: Redfield planteaba que las diferencias socioculturales debían explicarse a partir de la sociedad global: esta genera a los campesinos e indígenas en cuanto tales. La investigación empírica también mostró las insuficiencias del modelo. Por ejemplo, en los propios trabajos de Redfield y sus co¬investigadores aparecían explícitamente machos datos que escapaban a las explicaciones del continum-folk urban. Los habitantes de la armónica Tusik habían jugado un papel importante en un vasto conflicto social a mediados del siglo XIX -la Guerra de Castas de Yucatán- y todavía en el momento en que los estudió Villa Rojas cultivaban el chicle para intercambiarlo por armas y pólvora. Era además raro que los ejemplares exponentes de la cultura maya incontaminada tuvieran una simbología religiosa netamente cristiana.

Julián Stevard y Gonzalo Aguirre Beltrán

El abanderado de la corriente ecológica-evolucionista (donde debe ubicarse a Stockton) fue Julián Stewart, quien publicó en 1950 en trabajo sobre investigación regional (“área research”) y en 1951 otro donde desarrollaba sus conceptos sobre los niveles de integración sociocultural (d. también Stewart 1956): estos últimos permitían analizar la existencia simultánea y complementaria de formas compactas de organización local y formas complejas de organización supralocal (es decir: las segundas no suponen -coma quería Redfield- la supresión o desorganización de las – primeras). El cambio sociocultural no ocurre aleatoriamente sino conforme a principios de evolución; pero esta evolución es multilineal: implica desarrollos paralelos no homogeneización.2°

Entre 1943 y 1946, Stewart dirigió el Instituto de Antropología Social de la institución Smithsonian, y desde ahí. propició los estudios de área en México: el proyecto Tarasco, donde participaron Ralph L. Beals, Pablo Velázquez, George M. Foster, Donald Brand, Gabriel Ospina y Pedro Carrasco, y el Proyecto Totonaco, realizado por Isabel Kelly, Ángel Palerm y Cristina Álvarez. Estos proyectos produjeron algunas de las mejores monografías comunitarias que se han hecho en nuestro país y sentaron las bases para la posterior reflexión metodológica regional. Tal reflexión la harían tanto los propios participantes en los proyectos de la Smithsom.an (vgr. Ángel Palerm, de quien hablaremos más abajo, y Donaid Brand como algunas figures externas a los proyectos que posteriormente recuperaron la información existente y la combinaron con nuevos materiales en síntesis nueva.

La madurez de la antropología social mexicana

Las ideas de Aguirre Beltrán no sólo generaron uno de los programas formalmente más formidables de la historia de la antropología aplicada24 sino también un número importante de investigaciones antropológicas dentro y fuera del INI, en México, y en Tlaxiaco, ciudad de la Mixteca oaxaqueña, por el antropólogo centroamericano Alejandro Marroquín, a principios de la década de los 50; se especifica ahí la función comercial de la ciudad como un mecanismo clave en el proceso de dominio regional intercultural. La “profunda contradicción entre el núcleo urbano de la cabecera y el resto del distrito” (Marroquín 1957: 239), implicada en la relación de explotación existente entre el acaparador mestizo y el campesino indígena, no desaparece tras la Revolución y el reparto agrario: adquiere nuevas modalidades e incluso se agudiza. Desaparecerá por la acción de un Centro Coordinador?

Qué, para, entre unto, con la antropología social en México fuera del Instituto Nacional In-digenista? En su trabajo panorámico sobre ella, José Lamierais (1979: esp. 152 ss.) establece los hitos importantes de su crecimiento y consolidación a partir de 1940: la fundación de instituciones académicas (Instituto Nacional de Antropología e Historia, Escuela Nacional de Antropología e Historia, el Colegio de México, Universidad Iberoamericana, Instituto de Investigaciones Históricas de UNAM… etc.), las actividades de difusión de la Sociedad Mexicana de Antropología, la fundación de múltiples revistas y programas de publicaciones Desde 1950 ha contado la ENAH con grupos crecientes de estudiantes interesados en el análisis sociocultural del México contemporáneo, cuya desilusión del indigenismo gubernamental no ha lido menor que su desprecio por la antropología norteamericana. A pesar de que México se fue del norte disminuyó. El marxismo fue adquiriendo carta de ciudadanía en la nueva antropología (hasta convertirse en su acervo conceptual dominante), pero el marco fundamental de la investigación empírica continuó siendo la región.

 
Deja un comentario

Publicado por en septiembre 25, 2011 en actividad, resumen

 

Etiquetas: , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: